Hostales en Valencia de Alcántara

17 hostales, pensiones y albergues disponibles en Valencia de Alcántara

Opiniones de nuestros usuarios sobre Valencia de Alcántara Dejar una opinión

No hay opiniones

Gracias por opinar en infohostal.com
Ha ocurrido un error al crear la opinión No se han rellenado todos los datos de la opinión

Captcha   Resultado*:

Todos los campos de este formulario ( * ) son obligatorios

Buscar alojamiento o destino

En Valencia de Alcántara y alrededores

Información Ciudadana

Localidad: Valencia de Alcántara

    Descripción

    Al sur de la paradisíaca Vega de Coria se dilata la caprichosa tierra de Alcántara, una inmensa llanura salpicada de berrocales y encinas enmarcada entre el el río Sever, el ceremonioso Tajo y la agreste sierra portuguesa de Mamede. Valencia de Alcántara se erige en su bulliciosa capital con cerca de diez mil vecinos, entregados en cuerpo y alma a las labores agrícolas, -en especial el cultivo de cereales y frutales- ganaderas, -con el noble bellotera como protagonista- y comerciales, en virtud de sus bien dotadas comunicaciones. Aquí acuden desde antiguo los feriantes portugueses los días de mercado. A noventa y ocho kilómetros de Cáceres, se emplaza en la base de una especie de espolón o cuña que se adentra en Portugal, donde los dominios cacereños se acercan ya a pasos agigantados a su hermana la provincia de Badajoz. A su izquierda se extiende la verde comarca de la Campiña, que la agasaja con copiosos arbolados, matorrales mediterráneos y la caricia de las últimas estribaciones de la sierra de San Pedro.

    Historia

    Por su condición fronteriza se vio envuelta desde siempre en las mil y una batallas que se libraron en su suelo, que asumió a temprana edad el papel de aguerrida plaza fuerte. La tradición identifica estas fértiles tierras con las viejas luchas mantenidas entre lusitanos y romanos en la antigüedad. La fabulación en torno a las cuevas de Viriato y el Cofre dan fe de su precocidad guerrera y de sus corajudos ancestros. Lo cierto es que nace romana como Valentia, fundada por Décimo Junio Bruto en el año 138 antes de Cristo. Su huella persiste en el acueducto y el puente de abajo, en los mosaicos, aras funerarias, capiteles y columnas hallados en su término. Y es que aquel centro de la llamada Lusitania oriental jugó una importante baza económica en los tiempos del imperio romano debido a su estratégica ubicación en la llamada Vía de la Plata. Por esta misma calzada llegarían los musulmanes y aquí levantarían su fortaleza, pero don García Sánchez, muestre de la Orden de Alcántara, les arrebata la plaza en 1221. En 1230 la villa es testigo de una entrevista histórica entre las dos viudas de Alfonso IX, doña Berenguela y doña Teresa, en la que deciden la unificación definitiva de los reinos de Castilla y león en la persona de Fernando III el Santo. En 1298 doña Dinis de Portugal y Fernando IV de Castilla firman el tratado de Alcañices, por el que Valencia de Alcántara se reconoce parte integrante de la corona castellana. Tras un sinfín de avatares, portugueses e ingleses la toman por sorpresa en 1654. Felipe V, que viene de Portalegre, la honra con su visita en 1704 y se aloja en el convento de San Francisco. Un año más tarde y hasta 1715, las tropas aliadas que luchaban en favor del archiduque Carlos de Austria ocupan su plaza pese a la heroica defensa que sostuvieron los valencianos. Este ejército, formado en su mayoría por soldados ingleses y holandeses, violó las condiciones de rendición y arrasó la villa. Durante la guerra de la Independencia la ciudad vive el último episodio de su belicoso destino. El mariscal francés Soult se apodera de su fortaleza en 1811 y el general Francisco Javier Castafios acude en su rescate. Tras su liberación, al año siguiente se convierte en capital provisional de Extremadura y celebra las primeras elecciones de la recién estrenada Constitución. Otra fecha destacada en su historia es la inauguración del ferrocarril Madrid-Lisboa en el año 1885, acto al que acuden con lujoso séquito el monarca español Alfonso XII y el lusitano Luis I.

    Visitas

    La puerta de las Huertas es la única huella de su soberbio recinto amurallado. Su viejo castillo de origen árabe, engrandecido por los caballeros de Alcántara en el siglo XIII, está tan desfigurado que si los monjes guerreros levantaran la cabeza no lo reconocerían. En su casco antiguo perviven todavía unas curiosas casas de gran antigüedad con portadas ojivales y acaracolados dibujos en sus fachadas que en el Medievo se identificaban con las casas de citas. Su barrio gótico, magistralmente conservado, encierra todo el sabor de la arquitectura popular medieval. Entre las bonitas casas de cantería que amueblan su sinuoso trazado, la máquina del tiempo da marcha atrás. las iglesias de la Encarnación, San Antonio y La Campiña alimentan espiritualmente as almas de los valencianos, pero el templo estrella con categoría arciprestal es el de Nuestra Señora de Rocamador. Aquí contrajeron matrimonio la primogénita de los Reyes Católicos doña Isabel y el rey portugués Manuel I el Afortunado. Levantado en el siglo XVI, está configurado por naves góticas y tiene elementos renacentistas y una hermosa torre herreriana. Y como no podía ser de otra forma, en sus entrañas se venera al Cristo de las Batallas del insigne Berruguete, mientras que en la sacristía guarda como oro en paño una tabla del Divino Morales titulada la Virgen con los Santos Juanes que realizó en torno a 1560 por encargo del comendador alcantarino fray Antonio Bravo de Jerez. El que fuera antiguo hospicio luce en su fachada un bello escudo labrado en piedra que le proporciona una rancia nobleza. El viejo convento de Santa Clara del siglo XVI, con su precioso claustro herreriano y su coetáneo el de San Francisco, hoy palacio de los duques de la Victoria (donde descansan los recuerdos del general Espartero) se suman a su arquitectura monumental.

    Alrededores

    Campiñas Valentinas y Rutas de Dólmenes. Badajoz (80km). Portalegre (portugal) pasando por el Parque Natural da Serra de São Mamede, 30 km.

    Compras

    La anea representa su más rancia tradición artesanal, pero no hay que perder de vista sus bordados, la cerrajería, la cestería y los trabajos con corcho en una tierra donde el alcornoque es rey.

    Fiestas

    15 de mayo, San Isidro Labrador, fiesta declarada de Interés Turístico Regional.1 de mayo, Fiesta de los Mayos. 3 de Mayo, fiestas de las Cruces Floridas. Del 23 al 27 de agosto, fiestas patronales en honor a San Bartolomé. 19 de octubre, fiesta de San Pedro de Alcántara, se celebra en el caserío de San Pedro de los Majarretes.

    Gastronomía

    Su oferta gastronómica toma cuerpo en deliciosas migas, el típico frite a base de cordero y pimentón y la chafaina. El domingo gordo de Carnaval es tradicional saborear un plato muy especial que tiene como ingredientes arroz, coles y buche de cerdo. Entre sus ricas chacinas destaca el buche de costillas, uno de los embutidos más rudimentarios de España que se hace con magro y tocino, trozos de rabo, costillas y esternón

Busca habitación en Valencia de Alcántara

×