Hostales en Alcalá del Júcar

11 hostales, pensiones y albergues disponibles en Alcalá del Júcar

  • Alcalá del Júcar, Albacete • Ver mapa

    Hostal Rural Rambla está situado en el encantador pueblo de Alcalá de Júcar, al lado del Río Júcar. Dispone de 10 habitaciones decoradas de una forma moderna y... Más info

    desde 30€

    Reservar

  • Alcalá del Júcar, Albacete • Ver mapa

    El Hostal Alcalá del Júcar se encuentra en el pueblo con el mismo nombre. Dispone de 12 habitaciones con una decoración moderna. Todas cuentan con baño privado,... Más info

    12 Opiniones

    desde 35€

    Reservar

  • Alcalá del Júcar, Albacete • Ver mapa

    Hostal D´Ernes se encuentra en el encantador pueblo de Alcalá de Júcar, en la provincia de Albacete. Dispone de 10 habitaciones con una decoración clásica, todas con... Más info

    desde 40€

    Reservar

  • Alcalá del Júcar, Albacete • Ver mapa

    Alcalá del Júcar Hotel Pelayo se encuentra en el encantador pueblo de Alcalá del Júcar, en la provincia de Albacete. Dispone de 10 habitaciones con una decoración... Más info

    desde 45€

    Reservar

  • Alcalá del Júcar, Albacete • Ver mapa

    Estos apartamentos con vistas al río Júcar se encuentran en Alcalá del Júcar (Albacete). Los apartamentos constan de 1 dormitorio, una sala de estar con chimenea, TV plana y... Más info

    desde 50€

    Reservar

  • Alcalá del Júcar, Albacete • Ver mapa

    Más info

    desde 65€

    Reservar

  • Alcalá del Júcar, Albacete • Ver mapa

    El Hostal Rambla en la localidad de Alcalá del Júcar, en Albacete, es un hostal de ambiente agradable y tranquilo de construcción nueva, en el que damos un trato familiar combinado con... Más info

  • Alcalá del Júcar, Albacete • Ver mapa

    El Hostal Hermanos Plaza está ubicado en Alcalá del Júcar, en la provincia de Albacete. Desde sus habitaciones se puede observar el castillo en lo alto de la hoz del Júcar y una... Más info

    1 Opinión

    Más información

  • Alcalá del Júcar, Albacete • Ver mapa

    En el espectacular pueblo de Alcalá del Júcar, en Albacete, está ubicado el Hostal Avenjúcar. Además de hostal, somos una empresa pionera en la organización de... Más info

    2 Opiniones

    Más información

  • Alcalá del Júcar, Albacete • Ver mapa

    Apartamento junto al rio bajo chopos y en pleno corazon de Alcala. Consta de tres habitaciones dobles, dos baños completos, cocina totalmente equipada de menaje y electrodomesticos, salon comedor con... Más info

  • Alcalá del Júcar, Albacete • Ver mapa

    El Hostal Rural Mirador del Júcar está situado en el pueblo de Alcalá del Júcar en Albacete. Cuenta con una suite y 16 habitaciones, organizadas en cuatro módulos de cuatro... Más info

    1 Opinión

    Más información

Opiniones de nuestros usuarios sobre Alcalá del Júcar Dejar una opinión

Valoración de 6/10 - 1 opinión

Gracias por opinar en infohostal.com
Ha ocurrido un error al crear la opinión No se han rellenado todos los datos de la opinión

Captcha   Resultado*:

Todos los campos de este formulario ( * ) son obligatorios

Maria José (6/10)    Pesimo

Las habitaciones no tienen nada q ver con las de la foto, el baño con bañera de toda la vida sin secador y muy deteriorado ni mesitas a los lados solo una , en definitiva tiene tres estrellas pero no llega ni a dos.

Buscar alojamiento o destino

Tipos de alojamiento en Alcalá del Júcar

En Alcalá del Júcar y alrededores

Información Ciudadana

Localidad: Alcalá del Júcar

    Descripción

    Alcalá del Júcar es un singular paraje en el que asombra la capacidad del hombre para adaptarse a los accidentes más inaccesibles del terreno. No se trata de una población asentada sobre la pared de un cerro casi cortado a tajo, sino que en gran parte la villa está incrustada, metida en él. Es algo así como una gran esponja de piedra habitada por humanos. Antigua aduana y vigía de caminos, ahora el turismo ofrece una segunda oportunidad a quienes siempre permanecieron en los riscos. La particularidad que hace diferente a Alcalá del Júcar del resto de las poblaciones nace en el mismo río que le cede su nombre. Cuando el Júcar abandona la comarca conocida como la Manchuela, la zona más al oeste de La Mancha, se encuentra con un macizo de roca caliza que retuerce el cauce y lo vuelve sinuoso y complicado. La erosión fluvial ha provocado un corte, una profunda hendidura en el terreno, y ha creado una garganta de gran extensión conocida como la Hoz del Júcar. Alcalá se encuentra en esta zona, y sus habitantes eligieron el lugar más inaccesible. Es la ladera de un alto cerro convertido en península por el abrazo de uno de los meandros del río. En la cima asoma el castillo y en la verticalidad de la pared que bajo él desciende está la ciudad.

    Historia

    La fortaleza, de origen árabe, es la justificación de Alcalá del Júcar, aunque se hayan encontrado restos íberos y tardorromanos en parajes cercanos. El calendario histórico de la localidad se inicia en el año 1211, momento en el que el rey Alfonso Vlll conquista a las tropas musulmanas la fortificación, al abrigo de la cual ya existían algunas cuevas. Con el alejamiento de la frontera el núcleo de población fue desarrollándose, adquiriendo en 1366 el título de villa y pasando a manos de diferentes señoríos, entre ellos el marquesado de Villena, hasta que se convierte en ciudad de realengo durante el reinado de los católicos Isabel y Fernando. Un hecho que contribuyó de forma notoria al desarrollo de Alcalá fue su situación geográfica, que la convirtió en paso obligado dentro del Camino Real que unía las tierras de Castilla con las de Levante. Esta circunstancia propició el establecimiento de una guarnición militar, encargada tanto de la vigilancia del paso como de la realización de trabajos aduaneros. Bien entrado el siglo XIX, en 1833, la desgracia se cebó con la localidad durante los enfrentamientos de la primera guerra carlista. Las tropas capitaneadas por Quílez la asolaron e incendiaron, salvándose de la destrucción tan sólo el castillo, la iglesia y la plaza mayor.

    Visitas

    Qué visitar: El castillo árabe, el castillo ha sido sometido a una importante restauración, y muestra un impresionante aspecto enclavado en lo alto del pronunciado cerro. Se conservan muy bien tanto el recinto defensivo, con sus torres almenadas, como el cuerpo central, de impresionante altura, magnificado por la pronunciada pendiente junto al río. La iglesia de San Andrés inició su construcción en el siglo XVI, pero presenta elementos de siglos posteriores. Su estructura se levanta sobre una sola nave y en su crucero se apoya la cúpula netamente barroca. Tiene una torre de planta cuadrada rematada con chapitel. A pesar de que Alcalá del Júcar no posee un gran conjunto monumental, su originalidad urbanística, cargada de calles escalonadas y de perfiles abruptos y su adaptación al accidentado espacio natural en el que se ha incrustado, la han convertido en Conjunto Histórico Artístico. Tal catalogación ha supuesto una importante ayuda a la actividad económica de mayor importancia, el turismo. Durante los periodos vacacionales son miles los visitantes que llegan hasta Alcalá en busca de un entorno privilegiado, que puede apreciarse en toda su extensión desde el balcón que constituye la misma localidad. También ejerce un papel importante el atractivo de sus casas y de sus cuevas. Fachadas y poco más asoman al exterior, mientras la pared caliza guarda la mayor parte de la estructura interior, en donde se mantiene un nivel medio de temperatura que ronda los veinte grados centígrados durante todo el año. Gracias a estas particulares condiciones se ha superado un grave fenómeno migratorio que llevó a muchos habitantes de la villa a ciudades como Madrid y Barcelona en busca de oportunidades inexistentes en su propio lugar de nacimiento. Afortunadamente se han mantenido vivas ciertas labores agrícolas en la reducida vega que a su paso deja el Júcar. Estos cultivos se centran fundamentalmente en los cereales, el olivo y la vid. Podemos abandonar el intrincado laberinto de cuevas y escaleras por el río, sobre un puente de sillares del siglo XVll con tres ojos, conocido con el nombre de Puente Romano.

    Alrededores

    Tolosa, Mariminguez, Las Eras, Casas del Cerro, La Gila, Zulema.

    Compras

    Productos típicos: Miel de romero, Aguardiente de Casas del Cerro, Aceite de oliva virgen, Vino y Azafrán. Artesanías: cantería y forja.

    Fiestas

    El 3 de febrero, San Blas. Del 7 al 15 de agosto, festividad en honor a San Lorenzo.

    Gastronomía

    La cocina de Alcalá del Júcar, está basada fundamentalmente en la calidad de sus productos típicos y en el respeto a sus tradiciones. Platos típicos: gazpachos manchegos, el morteruelo, el moje, el atascaburras, las gachas y las patatas a lo pobre, arroz con serranas de monte, los cangrejos fritos, migas ruleras y migas dulces, la olla de aldea y caldo de patatas con caracoles. Entre los postres: Hornazos, en Semana Santa, Nuégados, en Navidad, Torticas de chicharrones y mantecados, matanza, Rollos de calabaza, otoño, Carne de membrillo y arrope, otoño (se realiza en octubre después de la vendimia), Suspiros de la Gila.

Busca habitación en Alcalá del Júcar

×